Maduro disfraza una vez más la hiperinflación multiplicando por cuatro el salario mínimo

Nicolás Maduro, presidente de Venezuela.

El mandatario venezolano también ha anunciado el aumento del Petro a 26.000 bolívares soberanos

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, sigue en sus maniobras desesperadas por ocultar la crisis económica del país. Su última medida ha sido el aumento del salario mínimo, que pasará de 4.500 a 18.000 bolívares soberanos. El incremento, que entrará en vigencia a partir de este 15 de enero, busca compensar la hiperinflación que afecta al país desde finales de 2017. También declaró que la criptomoneda venezolana valdrá 26.000 bolívares soberanos.

El anuncio lo realizó ante la Asamblea Nacional Constituyente en el marco de la presentación del Plan de la Patria 2019-2025. Allí el mandatario pidió que “sea elevado a rango constitucional” para consolidar unaNicolás Maduro, presidente de Venezuela. “ofensiva económica” tras “ahogar las voces de la guerra” en Venezuela, en alusión a quienes cuestionan la legitimidad de su nuevo período presidencial.

Se cumplió un calendario electoral que dio una lección democrática al mundo con la realización de cinco procesos electorales en 2018″, explicó Maduro.

El presidente venezolano aclaró que, una vez superado la turbulencia política que existe entorno a su legitimidad de Gobierno, centrará sus esfuerzos en recuperar la economía del país; donde los productos básicos, la comida y los medicamentos escasean y la inflación se encuentra en más de un millón por cientos, según datos del Parlamento y el FMI.

El Ejecutivo también contempló un “sacudón” a las empresas estatales para hacerlas más eficientes. En concreto, ha abierto la puerta a la entrada de “capital mixto” para resucitar las compañías sin perder la propiedad pública, y pidió el apoyo de los empresarios para que “ayuden al Gobierno a reconstruir el tejido productivo de Venezuela”.