Países europeos suman 40.000 millones de euros en ayudas a su hostelería

Francia, Italia y Alemania apuestan por ayudas a la hostelería
Francia, Italia y Alemania apuestan por ayudas a la hostelería

España es el último de los grandes países europeos en aprobar ayudas a la hostelería.

Alemania, Francia e Italia, donde el turismo representa hasta un 7 % de su PIB, tomaron medidas para sostener a bares y restaurantes hace semanas y tardaron menos de un mes en reaccionar desde que se impusieron las nuevas restricciones a la actividad por la segunda oleada del coronavirus.

También han implementado ayudas Luxemburgo, Rumanía o Países Bajos. En total, el valor total de las ayudas aprobadas por estos seis países asciende a unos 40.000 millones de euros.

El Gobierno holandés es el que más recursos ha destinado a mantener el sector de la hostelería, unos 15.000 millones, según el informe de Competur Las compensaciones a la hostelería llegan a 6 países europeos.

A continuación, el gabinete de Angela Merkel es el que más ayudas a otorgado a bares y restaurantes con 10.000 millones, seguido por el Ejecutivo francés (6.000 millones).

En España, el sector hostelero pedía 8.500 millones en ayudas directas, ante una caída sin precedentes con más de 65.000 negocios cerrados y 100.000 más en peligro, más de 350.000 empleos destruidos y un tijeretazo a la facturación de más del 50% respecto al año anterior.

A lo que hay que sumar las más de 30.000 empresas asociadas a la hostelería cuya facturación conjunta supone cerca del 20 % del PIB.

Italia

En Italia no dejó transcurrir más de una semana entre la publicación de las restricciones a la hostelería y la aprobación de las ayudas a bares y restaurantes.

En concreto, el gobierno italiano pagará a los restaurantes de 29 zonas turísticas un máximo del 20 % de los ingresos que hayan perdido, tras comparar la facturación actual con el mismo periodo del año anterior.

También subvenciona a los restaurantes que compren materias primas 100 % italianas para favorecer la economía local y el consumo de productos de proximidad. Las administraciones aplazan el cobro de tasas por las terrazas y por las cotizaciones sociales.

La suma de las ayudas supone 5.400 millones de euros, según la alianza para la competitividad en Turismo formada por Hostelería de España y Cerveceros de España.

Francia

En Francia bares y restaurantes están incluidos en las ayudas de hasta 10.000 euros al mes que el Elíseo da a empresas con menos de 50 trabajadores que sufran pérdidas de hasta el 70 % de sus ingresos.

Si la caída de la facturación es del 50 %, las ayudas mensuales serán de 1.500 euros. Se amplía el espacio para instalar las terrazas y se compensan las pérdidas de los negocios con ayudas equivalentes a los ERTE para los empleados.

La patronal de los hosteleros galos no está conforme con las medidas y hubiera preferido que les «dejasen trabajar» manteniendo las restricciones necesarias para evitar la propagación de la pandemia.

El importe total de las medidas de apoyo a la hostelería se eleva a 6.000 millones de euros en el país vecino.

Alemania

Alemania prolonga hasta junio de 2021 las ayudas puestas en marcha al principio de la pandemia y que incluyen al sector hostelero. Hasta 200.000 euros de subvención dependiendo del tamaño de la empresa y hasta el 90 % de los costes fijos en función de las pérdidas más las ayudas que fije cada Lander.

Los hosteleros germanos recibirán unos 10.000 millones de euros, la cifra más alta después de la de Países Bajos, según el informe de Competur.

Países Bajos

El gobierno holandés ha sido el más generoso con el sector de la hostelería, con 15.000 millones de euros. La alianza para la competitividad en el Turismo cifra en 40 millones las ayudas a fondo perdido para compensar los costes de las restricciones a bares y restaurantes en una cantidad equivalente al 2,75 % de la pérdida de facturación (unos 2.500 euros por establecimiento).

Reino Unido

En Reino Unido, con limitación de horario y número de clientes en bares y restaurantes, Downing Street aporta 3.000 libras para pagar gastos corrientes, como el alquiler del local y los suministros de luz y agua, y el gobierno británico también aporta dos tercios del salario de los trabajadores para ayudar a la hostelería.

Bélgica

En Bruselas también aportan 3.000 euros de ayudas a la hostelería que tengan que cerrar durante un mes por las restricciones fijadas por el gobierno belga en la capital comunitaria. Además las empresas del sector de la hostelería (hoteles, restaurantes, servicios de catering) están exentas de su contribución anual a la Agencia Federal para la Seguridad de la Cadena Alimentaria (AFSCA) y Bélgica destina 50 millones a apoyar a las empresas del sector de eventos en Flandes.

Rumanía

El gobierno rumano ha apoyado al sector hostelero con un total de 2.000 millones de euros, según Competur. Las ayudas suponen el 20 % de la facturación del año pasado de bares y restaurantes.

Luxemburgo

En el caso del Gran Ducado, el gobierno ha aprobado medidas de apoyo de 20.000 euros al mes para microempresas, 100.000 euros mensuales para pymes y 200.000 para las grandes empresas. Luxemburgo dio luz verde a estas ayudas incluso sin haber decretado el cierre total de los establecimientos hosteleros.

El 13% de la hostelería no ha podido sacar del ERTE a ningún trabajador