El mercado de la vivienda en España se desacelerará durante 2019

La construcción de viviendas en España crecerá 11 por ciento este año, pero se desacelerará durante 2019.
La construcción de viviendas en España crecerá 11 por ciento este año, pero se desacelerará durante 2019.

Un estudio de Euroconstruct estima que la tendencia permanecerá durante los próximos años, hasta llegar a contraerse en un 3 por ciento durante 2021.

La construcción de viviendas en España reducirá su crecimiento al 3,5 por ciento en 2020.
La construcción de viviendas en España reducirá su crecimiento al 3,5 por ciento en 2020.

El sector de la construcción de nuevas viviendas crecerá en España un 11 por ciento este año, si bien el próximo año emprenderá una senda de desaceleración que le llevará a reducir su crecimiento al 3,5 por ciento en 2020 e incluso a descender un 3 por ciento en 2021, según informe semestral de invierno Euroconstruct.

“Ha habido una expansión del mercado de la vivienda que se está agotando y llegando a un punto que no da más de sí”, ha asegurado el responsable de mercados del Instituto de Tecnología de la Construcción de Catalunya (Itec), Josep Ramón Fontana, durante la presentación del estudio.

Entre los factores del agotamiento del subsector de la promoción residencial apunta a la falta de suelo para nuevos proyectos, la escalada de los precios, el encarecimiento del crédito y el final del ciclo de oportunidad inversora.

El informe de Euroconstruct reconoce que tras cuatro años en positivo, “la demanda de vivienda no presenta, por el momento, síntomas de tocar techo”. Así, augura que este año y el próximo registro “robustos crecimientos” del 11 por ciento y el 8,5 por ciento, respectivamente.

“Sin embargo, hay razones para desconfiar de que el mercado continúe creciendo a semejante ritmo, ignorando factores como la escalada de precios en las zonas de más demanda, y riesgos como el encarecimiento del crédito y el progresivo agotamiento del ciclo de oportunidad inversora”, añade el estudio.

Así, Fontana considera que el mercado residencial “puede tener un año o dos de gracia”. “Pero difícilmente va a tener tres cuando se vive de espalda a la desaceleración económica, a la inflación de precios y al riesgo que el inversor se vaya“, apuntó.

No obstante, el informe europeo descarta un nuevo “repliegue traumático” tras al precedente de la anterior crisis, “cuando el sector reaccionó muy tarde ante el cambio de signo del entorno”. Además, recuerda que en el actual ciclo la promoción de nuevos pisos han sido “extremadamente modestas”.

La prevista desaceleración de este subsector residencial lastrará al conjunto del sector de la construcción, de forma que también desacelerará gradualmente su crecimiento en el mercado doméstico en los próximos años desde la tasa del 5,7 por ciento calculada para este año, a la del 1 por ciento estimada para el horizonte de 2021.

La construcción de nueva viviendas es, de hecho, la actividad que más ha contribuido a la recuperación del sector de la construcción tras la crisis, en los tres últimos años (2016-2018), no sólo en España, sino en toda Europa, de forma que supone el 70 por ciento del negocio.

Por contra, para próximos ejercicios, Euroconstruct estima que sea la obra civil la que tome el relevo en cuanto a impulsar el sector.