Cuáles son los países latinoamericanos con los mejores salarios

Uruaguay es el país latinoamericano que contempla el mejor salario mínimo de la región.

Un gran número de salarios mínimos han sido elevados en la región de América Latina, lo que alterna cuáles son las regiones con las mejores retribuciones salariales.

Venezuela es el país con el peor salario mínimo, con una remuneración que no llega a los 51 dólares mensuales.

Desde el 1 de enero ha entrado en vigor el aumento de los salarios mínimos en casi todos los países iberoamericanos. El último en hacerlo ha sido Brasil con la firma del decreto que establece el alza por cuenta de su presidente, Jair Bolsonaro. Lo mismo ha ocurrido en Colombia donde el Gobierno ha subido a 251 dólares mensuales la renta mínima en 2019.

Como es usual a principios de año, el salario mínimo aumenta en varios países de Latinoamérica, región, ha afirmado el Banco Mundial, cuya remuneración mínima ha crecido un 19,8 por ciento entre 2005 y 2015. Siendo Venezuela el estado cuyo salario mínimo es menor. En un momento de crisis y aunque Nicolás Maduro, su presidente, incrementó hasta un 40 por ciento la renta mínima, los venezolanos sobreviven con 797.510 bolívares fuertes, lo que equivale a 79,85 dólares mensuales, un sueldo, dicen, insuficiente para comprar productos de primera necesidad.

Los mejor pagados

El primer lugar lo ocupa Uruguay, con un Salario Mínimo Nacional de 462$ aproximadamente, alcanzando su nivel más alto desde el retorno de la democracia. Además, el ejecutivo anunció una subida de un 11,7 por ciento de la renta mínima, según lo estipulado en las negociaciones de Consejos de Salarios que el Gobierno presentó en marzo. Una subida casi 4 puntos por encima de la inflación, que se estima que cerrará en un 8 por ciento.

A este le sigue Chile, siendo el segundo país con la renta mínima más alta de Latinoamérica con 432$ a partir del próximo mes de marzo. En la lista le sigue Ecuador, con una renta de 394$ teniendo en cuenta el aumento anunciado a finales de diciembre, al que le sigue Paraguay, con un sueldo de 355$ mensuales aproximadamente, vigente desde el 1 de julio del pasado año.

Potra parte, aunque de momento El Salvador ocuparía el quinto lugar, el país estipula su estipendio básico mensual según el área de mercado, es decir, dependiendo de la especialización.En el caso de la industria, el comercio y los servicios, el salario mínimo se fija en 304$ mientras que el sector agrícola apenas alcanza los 203$ mensuales.

Argentina

Aunque hasta el pasado año era Argentina quien encabezaba la lista, la depreciación del peso argentino le ha hecho bajar en el escalafón en este 2019. En la actualidad, el Salario Mínimo, Vital y Móvil (SMVM) es de 10.700 pesos mensuales, aproximadamente, cifra que a pesar de haberse incrementado un 7 por ciento desde julio de 2018 equivale a los 284$. Sin embargo, esta cantidad aumentará un 25 por ciento hasta junio de 2019, llegando a alcanzar los 12.500 pesos (332$/mes al cambio).

Los que menos

En último lugar se encuentran México y Venezuela, donde la crisis asola la región. La renta mínima mexicana es, en la actualidad, de 88,36 pesos diarios, lo que equivale a 4,70$. Por ello, el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador aumentará la cuantía un 16 por ciento a nivel nacional y un 100 por ciento en la zona libre de la frontera norte, según han anunciado desde la Secretaría de Trabajo, lo que conlleva la creación de dos salarios mínimos: el general alcanzaría los 5$ diarios y casi 9$ en la zona libre de la frontera norte.

El caso más alarmante es el de Venezuela, donde a pesar de que su presidente, Nicolás Maduro, ha ordenado aumentar la renta mínima del país por sexta vez consecutiva en 2018, llegando a aumentarlo un 150 por ciento, la cantidad no llega a los 51$ mensuales al cambio oficial. Sin embargo, este sueldo no llega a los 10$ en el mercado negro. Unas medidas que a pesar de formar parte de su programa de “recuperación económica”, se enmarcan en una severa crisis donde la escasez de alimentos y medicamentos azotan la nación, hechos agraviados por una inflación anual de casi el 200.000 por ciento, según datos de ‘Bloomberg‘.